Nacional Sub-23, Santiago de Cuba y Villa Clara en una final caliente

Ricardo Ramos, Yoelquis Guibert y Lionad Kindelán

Dos aguerridos equipos que pueden blasonar de poseer las mejores ofensivas del campeonato y cuyo perfil numérico refleja una notable paridad en los principales órdenes del ataque permiten anticipar un explosivo duelo en pos del título nacional de la categoría sub-23 años a partir de este viernes en el estadio Guillermón Moncada, escenario de la batalla entre los campeones exponentes de Santiago de Cuba y los retadores de Villa Clara.

Los monarcas rojinegros acumularon el mejor promedio colectivo de bateo en la fase clasificatoria con saldo de .304 y por si fuera poco en semifinales volvieron a encabezar esta casilla con media de .298; mientras tanto la tropa de Ariel Pestano dejó sólida evidencia de la efectividad de su ataque al conseguir un promedio colectivo de .301 en la etapa preliminar y junto a a los indómitos de Eriberto Rosales conformaron las únicas dos selecciones que sobrepasaron la ansiada cota de .300.

Otras aristas ofensivas corroboran tanto la peculiar agresividad de ambas nóminas como la notable aproximación que muestran en este importante aspecto del juego.

En el bateo de fuerza se hace notar que santiagueros y villaclareños fueron los máximos jonroneros con un total de 22 vuelacercas cada uno, una cota que también alcanzaron los representantes de Cienfuegos para completar el selecto trío de más notables trituradores de pelotas.

En el slugging la tropa local sacó ligera ventaja con .429 frente a .419 de los visitantes al tiempo que en el aspecto de las carreras anotadas el margen también resulta favorable a los rojinegros 259- 225, pero en ambos casos la diferencia dista mucho de ser abismal.

Desde el punto de vista de la velocidad en el corrido los santiagueros también fueron los más incisivos en el robo de bases al compilar 42 estafas (líderes) frente a 35 de sus oponentes de turno, que resultaron al cabo terceros en este aspecto, únicamente aventados por Santiago de Cuba y Camagüey (40).

Con respecto a la oportunidad en el ataque los de casa también exhiben una discreta supremacía: empujaron 221 carreras frente a 199 de sus actuales adversarios; al mismo tiempo impulsaron un total de 172 corredores encontrados en posiciones anotadoras frente a 154 de las huestes centrales y sólo en el acápite de veces en que impulsaron empate o ventaja cedieron levemente ante los anaranjados 45-49.

Otro aspecto que puede ser considerado en estos breves apuntes es el tacto al bate demostrado. Los santiagueros se tomaron 184 ponches mientras que los villaclareños abandonaron cabizbajos el home en 213 ocasiones. Los indómitos negociaron 188 boletos y sus retadores un total de 170.

Este sucinto vistazo a las estadísticas ofensivas acumuladas por ambos aspirantes al título doméstico de la categoría nos permite sostener el aserto que encabezó nuestra publicación de hoy: los instrumentos de madera estarán en manos de solistas calificados y el concierto puede acusar una notable sonoridad; lo cual, desde luego, lanza una suerte de advertencia a los lanzadores de uno y otro bando.

Adicionalmente los timoneles Eriberto Rosales y Ariel Pestano gustan del juego agresivo y llevarán a sus pupilos por el cauce de la lucha sin cuartel; luego, con estos atributos, el duelo que se iniciará mañana promete una fuerte dosis de emociones que desde ya convoca persuasivamente toda nuestra atención.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s